Volverán a juzgar al conductor que atropelló y mató en Rivadavia y Cuenca – Diario de Flores
Buenos Aires, 17/12/2018, edición Nº 3026
Actualidad

Volverán a juzgar al conductor que atropelló y mató en Rivadavia y Cuenca

Fecha Publicación: 5 diciembre, 2018

(Barrio de Flores) En la madrugada del 15 de septiembre de 2013, a bordo de su vehículo, Lucas Trasancos ignoró las más básicas conductas de seguridad vial. Conducía a mayor velocidad que la permitida sobre una avenida -60 kilómetros por hora- y cruzó un semáforo en rojo, el de la esquina de Rivadavia y Cuenca. A las 5.32 circulaban por esa misma esquina Viviana Alvarez y Jacobo Ramos. El impacto fue tan brutal que los hizo volar por los aires; su moto quedó despedazada y ellos murieron en la calle, tirados en el asfalto.

¿Qué ocurrió con Trasancos luego? El fiscal del caso contó lo que probaron las pericias del juicio que se llevó a cabo en 2015: que nunca frenó, no quedaron huellas de frenada sobre el pavimento, motivo por el cual tampoco se pudo determinar la velocidad exacta a la que conducía. Que el impacto fue tan grande que unas cuadras más adelante, el motor se cayó, se desprendió. Con el auto inmovilizado, Trasancos se fue. No volvió al lugar del accidente para asistir a sus víctimas o para ver qué había sucedido. Y durante las horas que siguieron al choque no se supo nada de él. Apareció más tarde, ya con una abogada.

El acusado había estado detenido nueve meses hasta que en junio de 2014 la Justicia le otorgó la excarcelación, previo pago de una fianza de $ 300.000. En septiembre de 2015 llegó al juicio en libertad. El Tribunal Oral 7 -integrado por los jueces Gabriel Vega, Gustavo Valle y Gustavo Rofrano- lo condenó a 4 años y 2 meses de prisión por el delito de “homicidio culposo agravado por la conducción antirreglamentaria del vehículo“, y continuó en libertad a la espera de una sentencia firme.

Ahora la Cámara Nacional de Casación Penal anuló esa decisión y ordenó que se haga un nuevo juicio. El tribunal entendió que no se analizaron una serie de hechos que resultaron relevantes sobre la conducta de Trasancos, lo que podría modificar sustancialmente el caso. Por ejemplo, algunos testigos dijeron que el acusado había violado otros semáforos en rojo. Pero Trasancos aseguró que tomó Rivadavia una cuadra antes. Y aunque podrían haberse peritado las cámaras de seguridad de la zona para probar quién decía la verdad, esto no se hizo.

“El recurso que planteamos es por la arbitrariedad en el tratamiento de la prueba. Dos de los jueces de Casación entienden que la sentencia no dio respuestas a, por ejemplo, dos de las inquietudes de la acusación: cómo se trataron las pruebas respecto al semáforo que cruzó en rojo y a la velocidad desmedida a la que conducía. Esto desemboca en la nulidad de la sentencia. Es así que se realizará un nuevo juicio, con nuevo tribunal”, explicó a Clarín Oscar Ciruzzi, fiscal del caso. Ciruzzi entiende que la reedición del juicio será dolorosa para las familias. “Trasancos pidió disculpas pero nunca aceptó que venía manejando a una velocidad desmedida y siempre dijo que se confundió con el semáforo. Fue un caso terrible por las consecuencias. La discusión de fondo, sobre el dolo eventual, quedará para mas adelante”, explicó Ciruzzi.

Hay un video clave, de una cámara ubicada en Rivadavia y Cuenca, en la que se ve claramente a un taxi detenido justo antes de la senda peatonal, sobre Rivadavia; mientras que el semáforo peatonal tiene encendida la luz blanca, habilitando el cruce de las personas. No solo se ve cómo el auto de Trasancos aparece a toda velocidad, sino que se aprecia cómo el casco de uno de los pasajeros de la moto vuela por los aires. Aún unos segundos después de que el auto atropella a la moto, la cámara gira y se sigue viene el semáforo en rojo.

“No me alcanzan las palabras para pedir perdón. No vi el semáforo y no los ví a ellos. Tengo una culpa tremenda, que no se me va a ir en toda mi vida. El dolor más grande es de los padres porque perdieron a sus seres queridos. Pero a mí también se me arruinó la vida, y también a mi familia”, declaró entre sollozos Lucas Trasancos durante el juicio.

Hoy Lucas continúa estudiando derecho y el año que viene podría terminar la carrera. Alberto Trasancos, su padre, habló con Clarín y contó que su hijo se quiso suicidar en medio de todo este proceso. “Logró salir adelante gracias a la ayuda psicológica que hemos recibido. Pero el ensañamiento es tremendo, será juzgado dos veces por la misma causa. Siempre me llamó la atención la difusión que hicieron de este caso. Pero suceden todo el tiempo y todos los conductores somos responsables cuando salimos a la calle. La pericia dijo que los chicos que iban en la moto estaban ebrios, que iban sin casco, sin luces y a 70 kilómetros por hora. No abandonó el lugar, se fue porque le dijeron que lo iban a linchar. Llegó a casa en shock y enseguida fuimos a la comisaria”, dijo respecto a lo que sucedió aquella noche. Y esta convencido que pese a repetir el juicio “no hay forma de que se cambie la caratula, no puede ser un delito doloso, porque no hay ningún conductor que salga a la calle a matar a una persona”.

Casación fue clara: se anula el juicio porque consideró que la sentencia fue arbitraria e infundada. Entiende que en algunas circunstancias hubo deducciones y se ignoraron pruebas. Por ejemplo, Trasancos dice que había estado en una estación de servicio a dos cuadras del lugar del choque, con lo que se da por probado que el auto no pudo haber desarrollado mucha velocidad entre la estación y la esquina. Nunca se pidieron cámaras de la estación de servicio, sino que se dio por acreditado por los dichos del acusado. Estos son los datos que llevaron a la anulación del juicio”, explicó el abogado Rubén Quevedo Acosta, defensor de la familia de Viviana Alvarez.

Aún se debe sortear el tribunal que llevará a cabo nuevamente el juicio. Y cuando se eleve nuevamente, volverá a la carátula original, “homicidio simple con dolo eventual”, que prevé una pena de entre 8 y 25 años. NR

Fuente consultada: Clarín

Propietario y Editor Responsable: Roberto D´Anna
Domicilio Legal: General José Bustillo 3348
CP: 1407
Ciudad de Buenos Aires
Teléfono de contacto: 153 600 6906
Registro DNDA Nº: 5117493

Facebook

Ud es el visitante

contador de visitas gratis para blog

Copyright © 2016 DiariodeFlores.com.ar es un producto de Editorial Dosnucleos

To Top